Archive for Marzo 2010

La cooperante catalana Alicia Gámez, secuestrada en Mauritania por Al Qaeda en el Magreb Islámico (AQMI) desde el pasado 29 de noviembre junto a otros dos miembros de la ONG Barcelona Acció Solidària, vuela ya rumbo a Barcelona después de haber sido trasladada en avión a la capital de Burkina Faso, Uagadugú, según ha confirmado la vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega.

Gámez vuela en compañía de su hermano, un médico, un psicólogo y la secretaria de Estado de Cooperación, Soraya Rodríguez. La llegada está prevista a las 17.10 horas.

aliciagamez

La catalana abandonó el bastión de los salafistas en el desierto malí, en la región norteña de Kidal, durante esta madrugada y esta mañana ha despegado desde la vecina Gao, a 400 kilómetros, hasta Uagadugú, adonde llegó a última hora de la mañana. También desde Gao partió hace dos semanas hacia Bamako -tras ser canjeado por cuatro presos salafistas encarcelados en Mali- el rehén francés Pierre Camatte, raptado en la malí Menaka el pasado 25 de noviembre.

Antes de la rueda de prensa de De la vega, el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, en un aparte en el Congreso con diputados catalanes, ha optado por no confirmar ni desmentir el pago del rescate, argumentando que hay informaciones que sólo deben comentarse en la Comisión de Secretos Oficiales.

Además, el jefe del Ejecutivo les ha transmitido que el fin del secuestro de los otros dos cooperantes catalanes, Albert Vilalta y Roque Pascual, “va por buen camino”, aunque explican que el presidente no ha querido aventurar fechas y ha optado por no confirmar ni desmentir el pago del rescate, argumentando que hay informaciones que sólo deben comentarse en la Comisión de Secretos Oficiales.

Tras conocer la liberación de Gámez, el ministro de Justicia, Francisco Caamaño, ha calificado de “muy buena noticia” y ha dicho que, por la información de la que dispone el Gobierno, la cooperante “está bien” de salud.

Alicia Gámez ha sido recibida en Uagadugú por Soraya Rodríguez, que voló anoche hasta Burkina, de donde es natural Kaouburee, mujer del secuestrado italiano Sergio Ciccala, todavía en manos de Al Qaeda en el Magreb Islámico (AQMI).

Burkina Faso ha jugado un papel primordial en la liberación de Gámez y la de Kaouburee, a la que según fuentes cercanas a la negociación se le dio ya la posibilidad de abandonar su cautiverio hace semanas. Opción que “en ese momento rechazó para permanecer con su marido”.

Gámez fue secuestrada el pasado 29 de noviembre en una carretera a 170 kilómetros de la capital mauritana, Nouakchott, cuando recorría el país junto a un grupo de voluntarios con una caravana solidaria de la ONG Barcelona Acció Solidaria.

Rodríguez y la vicepresidenta del Gobierno español, María Teresa Fernández de la Vega, se desplazaron el martes hasta Barcelona para hacer llegar la noticia a la familia de Gámez y de los otros dos catalanes que fueron secuestrados junto a ella, Albert Vilalta y Roque Pascual.

Ambos -además del italiano Sergio Ciccala-, no podrán sin embargo dejar atrás todavía el escondite de los salafistas en el desierto del norte de Mali, del que ha hecho la filial de Osama Bin Laden en el Magreb una de sus principales bases de operaciones y entrenamiento.

Su liberación sigue perfilándose como complicada al haberse hecho públicas el pasado viernes, según fuentes cercanas a la negociación, las nuevas reclamaciones de los terroristas, que habrían sumado a sus peticiones económicas para dejar libres a los españoles también su canje por un grupo de presos salafistas encarcelados en la vecina Mauritania. Un país que se ha negado en varias ocasiones en las últimas semanas a ceder al chantaje de los radicales y negociar con los terroristas.