La lapidación es uno de los medios de ejecución más antiguos y atroces, se celebra en público y consiste en que los asistentes lancen piedras contra el condenado, hasta matarlo. Como las personas podemos soportar golpes fuertes sin perder el conocimiento, la lapidación origina una muerte muy lenta. Esta práctica provoca un  sufrimiento enorme en la persona, por eso este tipo de ejecución se abolió poco a poco, junto con otras medidas como la tortura, a medida que se imponían los derechos humanos.

         lapidacion.jpg

Irán continúa aplicando la lapidación a los acusados de cometer adulterio, desoyendo así al Comité de Derechos Humanos de la ONU, según el cual tratar el adulterio como delito es contrario a las normas internacionales. Sin embargo, la ley iraní prescribe que “las piedras han de ser escogidas de forma que sean lo suficientemente grandes para causar daño pero no tanto como para matar a la víctima de forma inmediata”.

             lapidacion1.jpg

En la actualidad siguen muriendo personas apedreadas en Irán y al menos 10 mujeres y dos hombres se encuentran en riesgo de ejecución por lapidación.

Apoyando de nuevo la idea de la abolición total de la pena de muerte, las autoridades Iraníes DEBEN cambiar las normas que autorizan la lapidación, así como dejar de reconocer como delito las relaciones sexuales consentidas entre adultos.

                                            lapidacion-de-jafar-kiani.jpg

          Esta imagen es de la lapidacion de Ja’far Kiani en el año 2007.

Tú puedes ayudar a salvar las vidas de esas mujeres y de esos hombres que se encuentran en riesgo de ser lapidados brutalmente en pleno Siglo XXI. Desde que se puso en marcha esta campaña, se han salvado de la lapidación al menos seis personas, también se han conseguido aplazamientos de ejecuciones, algunos de estos casos están en proceso de revisión o a la espera de un nuevo juicio.

                                       protestairan_nt_.jpg

Necesitamos toda la ayuda del mundo para acabar con esta aberración. Si quieres colaborar, sólo es necesaria tu firma, para firmar hazlo aquí:

Firma contra la lapidación

Las mujeres iraníes todavía no pueden ser juezas, candidatas a la presidencia o simplemente que su palabra tenga el mismo valor que la de un hombre ante un tribunal, a pesar de ello las más valientes siguen luchando desde hace tiempo para acabar con esta discriminación legal.

En agosto de 2007 lanzaron la Campaña por la Igualdad para recoger un millón de firmas a favor de los derechos de las mujeres en Irán. Las autoridades iraníes han respondido reprimiendo duramente a muchas de las personas que participan en esta campaña.

Este otoño encarcelaron a dos mujeres de origen kurdo integrantes de esta campaña, Ronak Safazadeh y Hana Abdi, ellas todavía permanecen encarceladas.

En los últimos meses otras seis defensoras han sido condenadas a penas de cárcel y flagelación, y en estos momentos están a la espera de que sean vistos sus recursos. Aunque las sentencias están suspendidas, podrían aplicarse inmediatamente si las mujeres son acusadas de un delito similar y os podeis imaginar lo facil que es cometer un delito de expresión para mujeres como ellas, juzgadas por ejercer su derecho de libertad de expresión.

Aquí teneis las caras de las seis mujeres de las que os hablo:

marziehmortazilangaroudiu.jpg

Marzieh Mortazi Langaroudi, condenada en febrero de 2008 a seis meses de prisión y a 10 latigazos.

zeynabpeyghambarzadehwa.jpg

Zeynab Peyghambarzadeh, condenada en marzo de 2008 a dos años de cárcel.

nasrinafzarilm.jpg

Nasrin Afzari, condenada en abril de 2008 a seis meses de cárcel y 10 latigazos.                           nahidjafaripi.jpg                                                                                                      Nahid Ja’fari, condenada en abril de 2008 a seis meses de cárcel y 10 latigazos. Durante su anterior detención en marzo de 2007, fue golpeada. La denuncia que interpuso por estos hechos sigue sin investigar.                                                                               rezvanmoghaddamnx.jpg

Rezvan Moghaddam, condenada a seis meses de prisión y a 10 latigazos.

parvinardalanto.jpg

Parvin Ardalan, condenada a dos años de cárcel. En marzo de 2008, antes de emitirse la sentencia, a Parvin Ardalan se le prohibió viajar a Suecia donde tenía que recoger el Premio Olof Palme de Derechos Humanos.

Podemos ayudar a pedir que Ronak Safarzadeh y Hana Abdi sean liberadas de inmediato y sin condiciones, y que sean revocadas las condenas contra las otras seis activistas Iraníes.

Firma aquí para poder enviar un mensaje ( leer )  al Presidente de la Magistratura, Ayatollah Mahmoud Hashemi Shahroudi.

Tu firma es importante, firma aquí para ayudar a liberarlas.